«

»

Imprimir esta Entrada

La medicina del ERE…. y sus efectos secundarios

Como ya se ha difundido ampliamente por diferentes canales, el pasado 29 de abril, Banco Santander, matriz de nuestra empresa, firmó un ERE con los sindicatos CC.OO., UGT, FITC y STS con el fin de acometer una profunda reestructuración en SS.CC., Área Comercial (Oficinas) y Centro Corporativo en la CGS. Está previsto que afecte a 1.387 trabajadores, todos ellos, según el acuerdo, causarán baja de modo “voluntario”.

El Banco, para justificarlo, aludió motivos de eficiencia y a la necesidad de adecuarse a una situación cambiante en el sector, caracterizada por la preminencia del mundo digital, un entorno con bajos tipos de interés y unas regulaciones de la autoridad monetaria supranacional cada vez más exigentes.

Quizá los resultados no estén a la altura de las expectativas de la Alta Dirección pero los fríos números dicen que Banco Santander ganó en el primer trimestre 1.633 millones de euros. Esta cantidad es mayor que la suma de los beneficios de los otros 5 grandes juntos (BBVA, Caixabank, Sabadell, Bankia y Popular) que sólo llega a 1.565 millones. Banco Santander, en definitiva, dobla sobradamente al siguiente (BBVA con 709 millones).

En esta coyuntura, CGT no puede aceptar, en modo alguno, ninguna medida que afecte a la plantilla que no sea vía prejubilaciones, por ser este el modo menos traumático de realizar estos, según la empresa “necesarios”, ajustes que demanda la situación. En este sentido, es importante resaltar que esta vía se contempla, exclusivamente, para empleados de más de 58 años y que trabajen en la Red Comercial o División Santander España. Las indemnizaciones, por muy elevada que sea su cuantía, están incluidas dentro del ERE, teniendo que asumir el Estado una serie de costes, algo que es legal pero moralmente poco edificante.

Ya nos han llegado algunos ejemplos de personas afectadas en el Centro Corporativo de la CGS, las cuales, sin existir voluntad de acogerse a las condiciones pactadas, están siendo “persuadidas” por los gestores de RR.HH. con los argumentos habituales, lo que, lamentablemente, confirma las sospechas de que el Banco aprovecha la situación para deshacerse de quien realmente quiere.

En la reunión que el Comité de Empresa mantuvo con los representantes de Relaciones Laborales del Banco, con motivo del anuncio de la fusión por absorción en Geoban, se nos indicó claramente, a nuestro requerimiento y dada la inquietud presente, que este ERE es exclusivo de Banco Santander. No obstante permanecemos atentos y vigilantes con el departamento de RR.HH. respecto a cualquier medida que se pueda adoptar reiterándonos en nuestra firme defensa del empleo tanto en Banco Santander como en cualquier empresa del grupo.

Enlace permanente a este artículo: http://fesibac.org/2016/05/14/la-medicina-del-ere-efectos-secundarios/