«

»

Imprimir esta Entrada

CGT denuncia a JLL Valoraciones ante la Inspección de Trabajo

No ha sido una, sino dos las denuncias que nuestra Sección Sindical ha tenido que presentar ante la Inspección de Trabajo de Madrid en los últimos meses, debido a diversos incumplimientos e irregularidades que hemos detectado. A pesar de las advertencias realizadas a la Empresa y los fundamentos esgrimidos, se hicieron oídos sordos a nuestras reclamaciones y este es el resultado.

Como es conocido, la Empresa está obligada por Ley a facilitar a la RLT determinada documentación para la correspondiente vigilancia y control sobre algunas cuestiones, como son las cotizaciones a la Seguridad Social de la plantilla o las copias básicas de los contratos de trabajo que se celebren, entre otras cosas. Hasta el año pasado, desde RR.HH. se nos entregaba con regularidad dicha información de manera correcta, pero en un momento dado esto dejó de ser así, en concreto con las cotizaciones a la S.S. donde, con sorpresa, comprobamos que algunos datos relevantes para poder realizar dicho control en los TC2 aparecían tachados con rotulador, lo cual impedía la correspondiente verificación de datos de las bases de cotización. Al pedir explicaciones se nos indica que esto obedece a la aplicación de la Ley de Protección de Datos y que la entrega de esta documentación a la RLT debe contar con el consentimiento de los trabajadores. En tal sentido, no tenemos noticia de que haya ocurrido algo semejante en ninguna de las empresas del ámbito de nuestro Sindicato, y de nada sirvió la abundante jurisprudencia esgrimida por nuestra parte que nos daba la razón, por lo que la Empresa continuó entregándonos dicha documentación de forma irregular. Por ello, a finales de mayo desde CGT interpusimos la correspondiente denuncia, que fue resuelta satisfactoriamente cuatro meses más tarde, precisamente con los mismos argumentos que nosotros habíamos esgrimido. A partir de ese momento, la Empresa nos vuelve a entregar dicha documentación de forma correcta.

Por otro lado, el pasado verano se procedió a la contratación de dos administrativas a través de una ETT, pero no se nos entregó la copia de esos contratos tal como es obligatorio, por lo que los tuvimos que reclamar. Una vez que se nos hizo entrega de los mismos, pudimos comprobar que dichas trabajadoras se encontraban en una situación de presunta cesión ilegal de trabajadores, ya que no coincidía ni la Empresa usuaria para la cual fueron contratadas, ni tan siquiera el centro de trabajo. Por si esto fuera poco, también advertimos que estas trabajadoras estaban realizando un horario distinto al implantado en la Empresa, lo cual de entrada supone una ilegalidad, y éticamente una discriminación. Ante esta situación, y al no obtener contestación alguna por parte de RR.HH. cuando les advertimos de estas irregularidades, nos vimos obligados a denunciar nuevamente. En este caso, también obtuvimos una respuesta satisfactoria por parte de la Inspección de Trabajo, quien requirió la subsanación de los “defectos de forma” de los contratos, así como que en lo sucesivo se respeten las condiciones horarias implantadas en la empresa a las nuevas incorporaciones, y en caso de existir alguna necesidad especial, se trate previamente con la RLT. Si no hemos informado antes de ello, es porque acabamos de recibir la resolución de la Inspección de Trabajo, y confiamos en que la Empresa tome nota para el futuro.

Por último, en relación con la compañera despedida recientemente y una vez requeridas las correspondientes explicaciones a la Dirección, ratificamos nuestro rechazo a esta desafortunada actuación empresarial, la cual constata el fracaso en la búsqueda de una solución menos agresiva, que según nos han indicado los responsables de la Empresa, se llevaba intentando desde hace algún tiempo, algo sobre lo que la RLT no tenía ninguna constancia, pero que tampoco hemos podido contrastar adecuadamente. Por ello, insistimos a la Dirección en la necesidad de compartir con la RLT cualquier aspecto que pueda repercutir negativamente en el empleo, tal como establece la Ley, para, en la medida de lo posible, poder contribuir a evitar este tipo de situaciones. Así mismo, y ante este lamentable hecho, hemos formulado a la Dirección la obligada pregunta; ¿va a haber más despidos? Y la respuesta ha sido que a día de hoy, no. Mañana volveremos a preguntar.

Enlace permanente a este artículo: http://fesibac.org/2018/02/15/cgt-denuncia-jll-valoraciones-ante-la-inspeccion-trabajo/